Por segunda vez le dan vuelta un resultado a Racing de Córdoba y por tercera vez con goles al final de las etapas

0
33

El 2 a 0 es el peor resultado porque genera confianza excesiva y más de visitante, además porque en muchas ocasiones es sumamente difícil de manejar. Esa puede ser una de las razones por lo que Racing de Córdoba no pudo sostener la ventaja sobre Tristán Suárez. No es la primera vez que le dan vuelta un resultado a la Academia. Ya le sucedió en la última derrota, el 12 de marzo, cuando por la 5ª Fecha cayó ante Villa Dálmine. En esa oportunidad ganaba por 1 a 0 y terminó cayendo por 2 a 1. Los goles del rival llegaron al final de cada tiempo. Ese es un punto a tener en cuenta; a Racing le convierten al final del primer o segundo tiempo. También le ocurrió en su primera caída, que frente a Estudiantes de Buenos Aires (1-0). El gol llegó al final del primer tiempo. Con Atlético Rafaela perdió 2-1, allí cayó sin atenuantes.

Racing a los 34 minutos del primer tiempo ya estaba arriba en el marcador con dos goles de Joaquín Mateo. Hasta ese momento el contrataque era su arma más letal y por cómo le costaba a Tristán Suárez, daba la sensación que la diferencia era indescontable, pero sobre el final del primer tiempo un penal dudoso cobrado por Comesaña, permitió el descuento a través de Gonzalo Bergessio y fue el principio de la caída de la Academia cordobesa porque sus hombres nunca pudieron asimilar ese golpe en contra. Golpeó muy fuerte en la cabeza de los cordobeses por dos razones; primero porque consideraban injusto y literalmente los desconcentró. Segundo porque la escasa diferencia permitió el crecimiento del local, la linea defensiva siempre tuvo que correr de atras a los rivales (las imágenes son elocuentes). Al promediar la segunda etapa llegó el empate por medio de Fernando Coniglio y no era extraño que llegara el tanto de la victoria de Tristán Suárez, que se consumió al final del partido otra vez por medio de Gonzalo Bergessio.

Después del empate, Racing pudo ponerse en ventaja nuevamente, pero la falta de confianza en sus jugadores fue muy evidente. Racing debe corregir errores y ajustar detalles para no perder terreno en la Primera Nacional, aunque los números son muy positivos porque está séptimo en el Grupo B a 8 puntos del primero, Chacarita Juniors, con 15 unidades. En once partidos logró cuatro victorias, mismo número en cantidad de derrotas y tres empates. Lleva 15 goles convertidos y su valla cayó en 13 ocasiones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí