Camerún y Serbia igualaron en un partido que tuvo muchas emociones

0
16

Serbia ganaba su partido con tranquilidad, pero el elenco africano se despertó e igualó el encuentro.

El partido estuvo repleto de momentos estelares desde el principio: Aleksandar Mitrovic estrelló un balón en el poste en el minuto 11 y volvió a perder una oportunidad de adelantarse un poco más tarde. Camerún lo hizo mejor tras un córner en el minuto 29: Jean-Charles Castelletto especuló con una carrera hacia el segundo palo y, efectivamente, el balón se prolongó exactamente allí, de modo que el defensa del Nantes sólo tuvo que empujarlo. Serbia no se dejó intimidar y siguió marcando la pauta. Ya era el tiempo de descuento cuando Strahinja Pavlovic empató con contundencia en un lanzamiento de falta desde la mitad de la cancha y el equipo de Dragan Stojkovic incluso se fue al descanso con ventaja porque Sergej Milinkovic-Savic marcó poco después con un disparo desde 18 metros. En el minuto 53, la Copa Mundial fue testigo del que quizá sea el gol de combinación más bonito hasta la fecha. Serbia superó vertiginosamente a la defensa camerunesa a través de varios puestos, cada uno de ellos con un solo contacto con el balón, y al final Mitrovic pudo introducirlo en la portería vacía desde unos pocos metros.

Pero Camerún fue en busca de la gloria. A los 63 minutos, Vincent Aboubakar marcó el que quizás sea el mejor gol de la Copa Mundial hasta el momento. El delantero picó la pelota por encima del arquero para descontar el marcador. Y unos instantes después, Eric Choupo-Moting anotó el 3-3 para dejar con vida al elenco africano en la competencia. Fuente: fifa.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí